Consejos Para Memoria: Confecciona Un Horario Para Tus Ejercicios Para La Memoria

Consejos Para Memoria: Confecciona Un Horario Para Tus Ejercicios Para La Memoria

Consejos Para Memoria: Confecciona Un Horario Para Tus Ejercicios Para La Memoria

Para que tengas buena memoria es necesario que ejercites diariamente tu mente. Lee estos consejos para la memoria para que aprendas a crear un horario que te permita tener tiempo para hacerlos.

Los puntos principales para la elaboración de tu horario de ejrcicios deben ser los siguientes:

Tienes que organizar todas tus labores de toda la semana, no solamente de  un día.

Ten  en cuenta todas las tareas que debes realizar habitualmente como: clases, deportes, hobbies, salidas con los amigos, organizaciones, etc.

Dependiendo de la dificultad de cada tarea será el número de horas que le asignes a tus ejercicios para la memoria.

Valora cuales de tus tareas son más importantes así como cuales son más difíciles de llevar a cabo.

El tiempo que dediques a estudiar cada ejercicio no será el mismo para todos, dependerá de:

-La escala de valoración en que lo hayas colocado.

-El total de tiempo que dediques a estudiar.

-Tu capacidad intelectual.

Debes distribuir el tiempo de estudio por áreas concretas.

No digas solamente “hoy voy a hacer un ejercicio para mejorar la memoria”. Debes tener en claro que es lo que vas a estudiar, que necesitas, como y cuando lo harás.

Si sigues estos pasos evitarás dudas, evitarás que te falte algo esencial para tu ejercicio, realizarás más rápidamente esta labor y te quedará tiempo para otras actividades.

Para que se te haga más sencillo realiza ejercicios o actividades distintas una tras de otra. Si colocas dos actividades parecidas juntas la monotonía hará que tu cerebro entre en estado de repetición automatizada y tardarás más en asimilarlas.

Si la sesión es larga toma pequeños descansos y luego reanuda la actividad. Estírate, mira hacia otro lado o párate y da una vuelta para descansar tu cuerpo y reanudar con más vigor.

Tu horario debe ser flexible y realista; no elabores un horario tan rígido que después no puedas cumplir.

Tu horario puede ser temporal al principio, y lo puedes ir modificando hasta que encuentres el que te va mejor, pero una vez decidido lo debes respetar.

Siempre  debes tener tu horario a la vista en el lugar de estudio, pegado al refrigerador o en tu espejo, en la puerta de tu recámara, etc..

Espero que con estos consejos para la memoria ya no tengas pretextos por falta de tiempo y comiences ahora mismo a realizarlos.

Recuerda, ¡Mejorar la Memoria es el Primer Paso para Lograr el Éxito!

Gabriela Mercado
Asesora en Técnicas Para Memoria

Puedes reproducir este artículo siempre y cuando se publique sin modificaciones, se cite el autor y se incluya el enlace al sitio web:
http://www.aumentatumemoriaya.com/blog

Déjame tu Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Connect with Facebook


*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>